Anatomía de la piel
La piel desempeña funciones importantes de defensa contra el exterior. Siendo el órgano más grande y nuestra primera barrera de defensa, cuidarla es muy importante. La piel nos protege contra agresiones como: el calor, la radiación del sol, los radicales libres, contaminantes, etc.

Gracias a la labor que desempeña la piel, el cuerpo puede regular la temperatura a través de almacenar agua y grasa en sus capas, así como protegernos contra las bacterias externas. Sin embargo, no deja de ser un órgano sensible y que debe mantenerse saludable a través de cuidados específicos.

No toda la piel es del mismo grosor, en el cuerpo hay variantes, según las necesidades de cada zona.

La piel se divide en las siguiente capas:
Epidermis
La primera de las capas: la superficial y la barrera inmediata contra el ambiente. Es esta capa se produce la melanina, una sustancia del cuerpo que protege contra los rayos solares y es la que da el pigmento a la piel. (leer más)
La primera de las capas: la superficial y la barrera inmediata contra el ambiente. Es esta capa se produce la melanina, una sustancia del cuerpo que protege contra los rayos solares y es la que da el pigmento a la piel; por eso, cuando hay una deficiencia significativa de esta se presenta el “albinismo” y el exceso de melanina puede causar manchas en la piel, pecas, zonas oscuras y manchas de paño, incluso cáncer de piel en casos extremos.

La epidermis se divide en 3 capas básicas:

-Estrato Córneo: se renueva constantemente cada 48 días. Esta capa está compuesta mayormente por las células planas escamosas que son eliminada cuando mueren, para ser reemplazadas poco a poco por las nuevas. Previene la entrada de agentes contaminantes y evita la pérdida de agua y fluidos corporales. Está formada por queratinocitos maduros con proteínas fibrosas.

-Queratinocitos: se encuentra debajo y contiene queratinocitos activos que forman y renuevan el estrato córneo.

-Capa basal: la capa más profunda que contiene células basales, las cuales forman nuevos queratinocitos que reemplazan a los antiguos cuando se desprenden de la capa superior.

Los cuidados de la epidermis requieren una limpieza y exfoliación adecuadas, para así estimular el reemplazo de las células viejas por nuevas y eliminar las impurezas que podrían penetrar a las capas inferiores.
Productos recomendados

Limpiador cremoso y espumoso que ayuda a eliminar las impurezas de la piel y el exceso de maquillaje sin dejar residuos del producto.
Gentle Cleanser

Tonificante con ingredientes activos que calma e hidrata piel seca, sensible y/o con rosácea.
Gentle Toner

Exfoliante con textura de gel y microesferas que limpia las impurezas del rostro y tiene una textura espumosa.
Exfoliating Cleanser

Loción tonificante y matificante para piel mixta o grasa que refresca la piel y es queratolítica.
Hydro-Matte Toner

Un limpiador que no es agresivo con la piel y que la mantiene libre de bacterias. Ayuda a renovar las capas de la piel y es refrescante.
Clarifying Cleanser

Loción tonificante que refresca la piel y tiene propiedades antisépticas. Controlar los brotes de acné y prepara la piel para los tratamientos.
Clarifying Toner

Una loción desmaquillante de ojos sin alcohol y con pH neutro que elimina el maquillaje y la contaminación sin irritar.
Eye Make-up Remover

Un limpiador antiedad formulado para eliminar las impurezas de la piel.
Moisturizer Cleanser with Supplamine®

Tónico antiedad que prepara la piel para recibir y absorber tratamientos. Contiene Supplamine y antioxidantes.
Moisturizing Toner with Supplamine
Dermis
La dermis está compuesta por una red de fibras de colágeno y elastina que rodean los vasos sanguíneos, los vasos linfáticos, glándulas sudoríparas, folículos pilosos y los nervios. Es en esta capa donde se produce la sensación del tacto... (leer más)
La dermis está compuesta por una red de fibras de colágeno y elastina que rodean los vasos sanguíneos, los vasos linfáticos, glándulas sudoríparas, folículos pilosos y los nervios. Es en esta capa donde se produce la sensación del tacto.

Dentro de las amenidades y funciones de esta capa, encontramos:

-Glándulas sudoríparas: ayudan a regular la temperatura corporal y a eliminar las toxinas gracias a la producción de sudor en el cuerpo.

-Glándulas sebáceas: son las que producen el sebo de la piel que la protegen y la lubrican, creando una capa impermeable que evita la pérdida de agua, lo que llamamos: aceites esenciales. Cuando estas glándulas se obstruyen por una sobreproducción de grasa o por la contaminación del ambiente es cuando se produce el acné en la piel.

-Folículos pilosos: donde se produce el vello y el cabello del cuerpo. Cada folículo piloso está acompañado por una glándula sebácea, la que le da grasa al vello y al cabello, dándole su brillo y protegiéndolo de la humedad.

La dermis es la responsable de que la piel tenga una complexión suave y elástica, ya que es aquí donde se conglomeran las proteínas esenciales (colágeno y elastina). Los nutrientes de los productos tópicos como los sueros y las cremas humectantes llegan hasta esta capa.

Es el tónico lo que nos permite llevar los ingredientes de forma más eficiente a esta capa.
Productos recomendados

Crema suave para piel sensible y con rosácea, ideal para después de un tratamiento.
Gentle Cream

Crema matificante y antiedad para piel mixta o grasa con tecnología de microesferas que regulan la producción de sebo.
Hydro-Matte Care Cream

Una crema que previene y frena la formación de imperfecciones en la piel.
Clarifying Cream

Una crema antiedad con una poderosa combinación de vitamina C y retinol que ayuda a mejorar la complexión de la piel y rejuvenece.
Retinol and C Care Cream

Tónico antiedad que prepara la piel para recibir y absorber tratamientos. Contiene Supplamine y antioxidantes. Libre de alcohol.
Anti-Oxidant Boost with Supplamine®

Crema untuosa con un contenido adecuado de Supplamine®, que combate el envejecimiento.
Face Treatment with Supplamine®

Crema untuosa ideal para brazos, cuello y escote, con un contenido mayor de Supplamine®, además de ser idóneo para rostros de piel seca.
Advanced Formula with Supplamine
Subcutánea
También llamada hipodermis, es la más profunda de las capas. Está constituida por colágeno y grasa, por lo que representa una de las reservas más importantes de energía para el cuerpo ya que gestiona el almacenamiento y liberación de ácidos grasos... (leer más)
También llamada hipodermis, es la más profunda de las capas. Está constituida por colágeno y grasa, por lo que representa una de las reservas más importantes de energía para el cuerpo ya que gestiona el almacenamiento y liberación de ácidos grasos.

Algunas zonas de la hipodermis también tienen folículos pilosos, nervios y vasos sanguíneos. Además, en ella encontramos los lipocitos, las glándulas productoras de grasa que protegen la piel contra los traumas exteriores, formando como una especie de colchón. Estos cúmulos de grasa, que son la grasa deseable y positiva, ayudan a regular la temperatura del cuerpo y proteger del frío.
Morfología
A pesar de lo que pueda aparentar a simple vista, la piel no es realmente lisa sino que está formada por pequeños pliegues y surcos diminutos que podemos notar si vemos muy de cerca o en articulaciones tanto cuando están en reposo como en flexión...(leer más)
A pesar de lo que pueda aparentar a simple vista, la piel no es realmente lisa sino que está formada por pequeños pliegues y surcos diminutos que podemos notar si vemos muy de cerca o en articulaciones tanto cuando están en reposo como en flexión.

También, si pudiéramos ver aún más de cerca, veríamos los pequeños poros cutáneos por donde sale el bello y el sudor. Cuando estos poros están muy amplios y son más visibles, se da lo que conocemos como “piel de naranja”, típico de la piel grasa. Esto puede llevar a una disposición mayor a presentar acné y poros obstruidos. Usualmente se utilizan productos queratolíticos, que usan ácidos no dañinos para la piel y que estimulan el cerrado de los poros (lo que comúnmente se llama matificar).

Con el tiempo la piel se arruga debido a la pérdida de las fibras esenciales, la deshidratación y la pérdida de elasticidad. Para reducir este proceso es necesario tener una dieta adecuada y consumir agua adecuadamente, para que la piel tenga los nutrientes necesarios, además, se deben usar productos de cuidado de la piel, para aportar desde fuera y directamente los elementos necesarios para una buena producción de colágeno.
ENCUENTRA EL PRODUCTO ADECUADO PARA TU TIPO DE PIEL

Cada tipo de piel necesita cuidados particulares, conoce nuestras líneas de cuidado especializadas y consigue una piel sana, linda y radiante.
Nuestra revista:
Nuestras páginas especializadas:
© Copyright 2015, Grupo Venta Internacional S.A de C.V. Todos los derechos reservados.
Aviso de privacidad